12 marzo, 2014

La iniciativa es parte de una serie de acciones en conjunto que se han organizado en el área de capacitación por parte del Departamento de Industrias y la Dirección General de Asistencia Técnica de la Universidad.

En la sede de VTR ubicada en Maipú se realizó la entrega de los certificados para el curso “Técnicas de instalación y reparación de redes HFC FIBER DEEP” a funcionarios de VTR y empresas asociadas, en el marco de una nueva etapa de los cursos que ha implementado la Universidad Técnica Federico Santa María en conjunto con la empresa de telecomunicaciones, que ya había realizado la entrega de certificados por el curso de técnicas de instalación de los servicios y de reparaciones de los mismos.

Desde hace dos años, la USM, a través de la Dirección General de Asistencia Técnica y del Departamento de industrias ha venido desarrollando una alianza estratégica con la compañía VTR para capacitar y certificar al personal de sus empresas colaboradoras mediante el diseño y ejecución de Programas de Capacitación y Certificación basados en las competencias claves que la compañía define para técnicos en diferentes niveles.

Todos estos programas son diseñados por la Universidad, basados en las competencias de los perfiles de cargo del público objetivo de cada nivel, con la metodología del “aprender haciendo”, con énfasis en la participación activa del alumno en la actividades de aprendizaje desarrolladas en cada módulo.

El académico del Departamento de Industrias de la USM y Director del programa, Cristóbal Fernández, se refirió a las complejidades en esta etapa que es más centrada al cliente lo que conlleva un esfuerzo distinto. “Son aspectos que estaban vinculados a la parte técnica, donde la USM tiene un gran prestigio sumado al componente más profesional. A eso se añade la relación personal, que es la atención a los clientes. Una vinculación que es difícil, por ende, implica flexibilidad. Yo creo que una de las cosas importantes que ha tenido este programa es que ha logrado adaptarse, que ha tenido flexibilidad en su metodología de trabajo, y eso ha sido parte del éxito que vemos hoy en día, no solamente en éste sino que en todos los programas que lo precedieron”.

Cristóbal Fernández se refirió también al aspecto tecnológico de este proceso de VTR, señalando que “en este caso se agrega además el componente fuerte de la tecnología basado principalmente en el laboratorio. Creo que no solamente es único en Chile y Latinoamérica sino que también ha permitido generar habilidades más allá de las técnicas, que son las más transversales como el trabajo en equipo y la colaboración. Hay que pensar que acá no son todos trabajadores directos de VTR, por ello no solamente existe un trabajo colaborativo entre VTR y las empresas asociadas, sino que también entre VTR y la universidad, lo que hace que esta flexibilidad se convierta en un pilar fundamental”.

Fuente: USM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *