30 mayo, 2014

El Rector José Rodríguez suscribió el documento con la Presidenta de la República, Michelle Bachelet, el Ministro de Educación, y cuatro rectores de distintas casas de estudios.

El Palacio de La Moneda fue el punto de encuentro para que las más altas autoridades del país se reunieran en la presentación del Programa de Acompañamiento y Acceso Efectivo a la Educación Superior (PACE), iniciativa gubernamental impulsada por la Presidenta Michelle Bachelet.

Este programa tiene el objetivo de elaborar nuevas metodologías de ingreso a la educación superior para estudiantes de escuelas vulnerables. De este modo, se generarán mayores oportunidades, disminuyendo la desigualdad en la educación chilena.

La primera etapa del PACE considera los avances experimentados por varias universidades del país, dado que cuentan con el sistema de propedéutico. Es así como las Universidad Federico Santa María, de Antofagasta, Católica del Norte, de Santiago y Católica de Temuco, son las casas de estudios escogidas para iniciar este programa que beneficiará a 7 mil estudiantes de 67 escuelas, en 34 comunas del país.

Los propedéuticos otorgan posibilidades de acceso alternativo a la PSU, lo que beneficia a alumnos destacados de sectores vulnerables. Actualmente, la USM cuenta con el propedéutico “Ex Umbra in Solem”, una iniciativa orientada a dar una oportunidad de ingreso a la USM a estudiantes con talento académico y que provienen de establecimientos educacionales de alta vulnerabilidad social. Los alumnos seleccionados cursan diversas asignaturas que les ayudan a fortalecer e identificar sus aptitudes..

Con este sistema 16 estudiantes que aprobaron el programa pudieron ingresar este año a la USM para iniciar sus estudios técnicos y profesionales en la Sede Viña del Mar y Casa Central.

El documento que oficializó el PACE fue suscrito, en el patio de Las Camelas del Palacio de La Moneda por la Presidenta Michelle Bachelet; el Ministro de Educación, Nicolás Eyzaguirre; el Rector de la USM, José Rodríguez, y sus pares de la Universidad de Antofagasta, Universidad Católica del Norte, Universidad de Santiago y Universidad Católica de Temuco.

A la ceremonia asistieron también en representación de la USM, el Vicerrector Académico, Juan de la Fuente; el Director General de Docencia, Jorge Valdés; el Director General de Comunicaciones, Rodrigo Méndez; y el Director de Relaciones Estudiantiles, Jorge Burgos.

En su discurso, la Presidenta de la República, Michelle Bachelet, quien estuvo acompañada por el Ministro de Educación, Nicolás Eyzaguirre y otras autoridades, señaló que hay que realizar este programa para terminar con la brecha educacional y social: “esta reforma no será un camino fácil, porque no es fácil un cambio de esta envergadura y lo hacemos porque el sistema actual brinda una educación de primera calidad al 10% de los estudiantes”.

El Rector de la Universidad Santa María, José Rodríguez, señaló que “con este programa tenemos la posibilidad de ir a buscar a los jóvenes provenientes de colegios más vulnerables y en situación económica más precaria y trabajar con ellos antes de que ingresen a la Universidad, a fin de introducir en ellos ciertas competencias que les permiten enfrentar de manera efectiva y con alta probabilidad de éxito los estudios superiores. Es un motivo de alegría el haber sido escogidos como una de las cinco universidades con las cuales se va a echar a andar este plan piloto y por ello vemos una oportunidad de ayudar a construir el modelo. Es algo que nos convoca, nos entusiasma y se alinea perfectamente en nuestra misión”.

Catalina Lamatta, quien fue presidenta de la Federación de Estudiantes de la USM en Campus Santiago durante 2012, hoy trabaja en la coordinación del Programa Acceso Efectivo a la Universidad del Ministerio de Educación. Ella conoce bien la implementación del propedéutico en la USM, pues participó en su creación. Por lo mismo, expresó que le resulta muy gratificante como sansana haber sido parte de algo que hoy es un plan de gobierno: “El propedéutico de la USM fue el primero que nació desde una inquietud estudiantil en Chile y fue muy positivo que las autoridades institucionales acogieran esa idea. Hoy es una política pública y significa un gran triunfo para todos”.

El PACE seleccionará al 15% de los estudiantes que estén cursando tercero medio y que tengan el mejor rendimiento académico de su promoción para realizar cursos en las casas de estudio que cuentan con los propedéuticos. El programa incluye formación en matemática, lenguaje, habilidades sociemocionales y también orientación vocacional.

De esta manera, se espera cumplir el objetivo mencionado por la Presidenta en la jornada: “Queremos que aquellos jóvenes de sectores vulnerables que con tanto esfuerzo logran entrar a la universidad se mantengan en ellas y terminen sus carreras”.

“Estimamos que el PACE es una muy buena iniciativa del Gobierno, que está empeñado en aumentar la cobertura y la equidad en el acceso a la educación de todos los jóvenes del país, y este programa apunta en esa línea. Por otra parte, en la USM tenemos un compromiso misional, que tiene que ver con el legado de nuestro benefactor, don Federico Santa María, de “llevar a los jóvenes al más alto grado del saber humano”, agregó el Rector Rodríguez.

La meta del Gobierno es que el año 2017, este sistema se aplique en todos los colegios vulnerables del país.

 

Fuente: USM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *