12 junio, 2018

Las ceremonias se realizaron en el Aula Magna de la Escuela de Derecho en Valparaíso y contó con gran asistencia de autoridades académicas, profesores y familiares de los egresados.

En las ceremonias realizadas en Valparaíso, la Escuela de Ingeniería Comercial entregó certíficados de título a 205 flamantes nuevos profesionales ante toda la comunidad académica, familiares y amigos de los egresados. Las ceremonias fueron presididas por el decano de la Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas, profesor Óscar Fariña Hinojosa; el secretario de facultad, profesor Galo López Zúñiga; y el director de la Escuela de Ingeniería Comercial, profesor Galo Herrera Baquedano.

En su alocución de bienvenida, el profesor Galo Herrera saludó especialmente a los egresados manifestando que “Ustedes como titulados y nosotros como académicos, hemos construido una identidad marcada por un proyecto universitario inclusivo, plural y democrático, que se expresa en todas y cada una de las acciones que nuestra comunidad académica emprendió durante su proceso de formación. Titulados, hagan uso de la libertad que se han ganado. No pierdan nunca el entusiasmo y las ganas de “cambiar el mundo”, que han demostrado durante estos años. No olviden jamás, que deben contribuir con mucha fuerza y convicción a construir un camino seguro para obtener la preciada libertad de muchos ciudadanos que aún no la tienen. Para ello, deben trabajar incansablemente para que cada día, más ciudadanos puedan pensar por sí mismos, construir individual o colectivamente un sueño, y con ello crear nuevas realidades. Que ninguna ideología, movimiento o credo religioso, determine los designios que ustedes han trazado para sus vidas.”

Por su parte, el decano de la Facultad, profesor Óscar Fariña, señaló que “Hoy nuestra preocupación debe estar centrada en la capacidad de innovar en la formación de nuestros alumnos, las rápidas transformación del mundo y sus relaciones comerciales, los cambios culturales, el acceso a la tecnología y rapidez en las comunicaciones nos exigen estar atentos a mantener la impronta de una universidad con fuerte vocación en la excelencia, la inclusión y el pluralismo. Es por ello que la Escuela se encuentra hoy en un nuevo proceso de acreditación que esperamos re-conozca y distinga los méritos de esta unidad decana en la formación de los ingenieros comerciales de la Región de Valparaíso, y desde hace algunos años de Santiago y del país. Con planes de estudios actualizados orientados a la excelencia académica”.

El decano agregó: “Quisiera saludar a los alumnos que hoy se titulan, a sus familias, que con sacrificio han sido parte fundamental de este proceso y al cuerpo académico de la Carrera, el sentimiento de orgullo de haber participado en esta importante ceremonia de culminación de un proceso que simboliza un viaje y un camino individual, pero también colectivo. El desafío, estimados egresados, es tan grande como sus propios deseos, la culminación de una etapa, como en los ciclos vitales de la naturaleza, significa el comienzo de otra, acaso con nuevas dificultades que deberán asumir. Por de pronto con la impronta de satisfacer las metas más nobles, abrazar la ilusión de alcanzar metas socialmente significativas, que vayan  más allá de las utilidades y la eficiencia, que consagre las buenas ideas, el servicio a los demás y el desarrollo justo de nuestro país. Desde donde estén, sean esos los valores que los acompañen en su ejercicio profesional”.

En la Ceremonia se entregaron además distinciones especiales a los alumnos más destacados de la generación. Como los mejores titulados de la promoción fueron distinguidos en primer lugar José Ignacio Pérez Gonzalo y Juan Sívori Juica, y los ex alumnos Gonzalo Vidal Hernández, Claudia Gutiérrez Figueroa, Katherine Rodríguez Cortés, Gustavo Figueroa Morales, Camila Fuenzalida Oyarzún y Eugenia Maldonado Ugalde, quienes recibieron sus galvanos de manos del director de la Escuela y de la seccretaria académica, profesora Tania Jakasovic. Asimismo, se entregó un reconocimiento por la obtención del programa de doble grado con la Universidad de Montpellier, Francia, a la titulada Charlotte Gaete Valdés, recibió su galvano de manos del cónsul honorario de Francia en Viña del Mar, Quentin Sonneville, y del director de Escuela.

El mejor alumno de la generación, José Ignacio Pérez, al hacer uso de la palabra señaló que “En más de una oportunidad un académico mencionó, y me permito citar “las personas son fuente de ventaja competitiva” y permítanme decirles, queridos colegas, que aquel profesor tenía razón: Las personas somos y seremos, siempre fuente de aptitudes, talento y virtudes, los que aportaremos para el crecimiento enriquecedor de nuestras familias y darle valor a los puestos de trabajo en los que participemos, ¿no es el valor, o sea, la felicidad y calidad de vida lo que esperamos disfrutar junto con nuestros seres queridos? Ver a nuestros maestros, hoy colegas, nos debe llenar de alegría y gratitud. Fueron las clases y su aporte fuera de ellas las que hicieron que hoy tengamos las herramientas, traducidas en intelecto, necesarias para ir a la ofensiva en este escenario que sigue siendo real, porque nuestro desempeño e iniciativa de superación personal siempre fueron consideradas.”

Por su parte Juan Sívori afirmó que “Nuestro paso por la Escuela de Ingeniería Comercial de la Universidad de Valparaíso, representa todos los valores que como institución y carrera proyectamos a la sociedad. La excelencia académica, la tradición, y el pluralismo se impregnan en cada huella que dejamos y en todo lugar en el que ejercemos como profesionales. Tenemos la gran responsabilidad de responder a un estándar de calidad que el mercado, y sobre todo la sociedad, espera de nosotros. Es tarea nuestra asegurar que las próximas generaciones de ingenieros comerciales de nuestra escuela puedan gozar de este mismo prestigio.”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *