28 enero, 2019

Profesionales asociados al Instituto del Cemento y del Hormigón de Chile (ICH) visitaron las
estructuras que se levantan en el Campus Alameda de la institución de educación superior,
valorando el paso que ha dado la universidad por dotarse de infraestructura donde están
presentes lo más avanzado en sistemas constructivos en el país.
Una delegación del Instituto del Cemento y del Hormigón de Chile (ICH) visitó los nuevos
edificios que la Universidad Autónoma de Chile está levantando en el Campus Alameda y que
se destacan por los elementos tecnológicos y de innovación que se están aplicando en su
construcción como son la prefabricación en hormigón y la incorporación de un sistema
aislación sísmica de última generación.

El grupo estuvo compuesto por representantes de empresas estructurales, ingenieros civiles e
interesados en nuevas tecnologías asociadas a proyectos donde se utilice prefabricados en
estructuras en altura y visitó las dependencias de la Universidad Autónoma de Chile en el
marco de las labores de extensión que hace el ICH acercando a sus profesionales a las obras
donde se ejecutan faenas en hormigón. “Esta es una obra relevante, en el sentido que
incorpora prefabricación y aislación sísmica a la vez, es decir, es una expresión de la mejor
tecnología, la más avanzada que se dispone en Chile para poder hacer un edificio”, destacó el
gerente de negocios de Tensocret, la empresa que está aplicando estas nuevas tecnologías en
los edificios universitarios, Martín Mellado.

El encargado de Capacitación y Proyectos del ICH, Milenko Ogaz, destacó el interés de la
entidad por conocer este edificio donde la Universidad Autónoma de Chile está innovando con
un sistema constructivo que utiliza el prefabricado y la aislación sísmica. “La verdad es que
estos edificios han sido interesantes desde un punto de vista técnico-estructural y también por
la importancia que tiene dentro de una zona que fue afectada en forma importante por el
terremoto del 27 F de hace casi nueve años, ya que es un ejemplo de cómo la industria se ha
ido adaptando a los cambios propios que ha tenido Chile y también a las consecuencias que
generan los fenómenos naturales. Por lo mismo, el ICH siempre se ha enfocado en la
innovación y en la constante actualización en nuevas tecnologías que se han utilizado en otras
partes del mundo y cómo desde ahí se ha ido estableciendo un punto de partida con
estándares muy altos”, subrayó el profesional.

Tanto Mellado como Ogaz destacaron la visión de la Universidad Autónoma de Chile por
apostar por este tipo de tecnología. “En esta obra se dan situaciones virtuosas, en el sentido
que hay un mandante que es la universidad que se interesa por trasmitir a sus alumnos un
mensaje tecnológico, de avanzada y de innovación que es propio de una universidad con
mirada de futuro. Las mejores universidades se distinguen porque tienen justamente
investigación y desarrollo, y estos edificios tienen que ver con eso”, explicó Mellado, mientras
que el representante del ICH, indicó que “claramente se destaca el paso que ha dado la  universidad Autónoma no solamente enfocado a la construcción y la innovación que hay de
por medio, sino que también se está mostrando a los alumnos lo que la institución está
haciendo. Es decir, aquí no solamente está beneficiada la universidad o la industria de
construcción de estructuras de prefabricados de hormigón, sino que también la comunidad
estudiantil que va a ver cómo se construyen sus edificios”, sostuvo Ogaz.

La visita incluyó una presentación donde los profesionales asistentes pudieron conocer todo el
proceso que hay detrás de la prefabricación y la aislación sísmica, para luego realizar un
recorrido por los edificios y ver en terreno las características tecnológicas que se han
incorporado en las infraestructuras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *