7 octubre, 2019
  • En este concurso la institución alcanzó el 30% de adjudicación de sus iniciativas, un porcentaje superior al de años anteriores.

Nueve proyectos de investigación de la Universidad de Talca serán financiados a través del Fondo Nacional de Desarrollo Científico y Tecnológico (Fondecyt) de Iniciación, destinado a académicos que comienzan su carrera en el mundo científico.

Con esto la institución incrementa su tasa de aprobación de los últimos años en este concurso, alcanzado un 30% en 2019, luego de lograr en 2017 un 16% y en 2018 un 28,6%. De esta forma, la universidad se adjudica fondos por más de 714 millones de pesos, que posibilitan el desarrollo de las líneas de investigación de los académicos beneficiados.

“Estamos satisfechos con los resultados, ya que mejoramos en la tasa de adjudicación. La universidad cuenta ahora con un total de 22 proyectos del Fondecyt de Iniciación entre 2017 y 2019 relacionados a diversos ámbitos del conocimiento, entre los que se cuentan bioinformática, ciencias jurídicas, ciencias de la salud, psicología, educación e ingeniería, entre otras”, afirmó el vicerrector académico de la UTalca, Claudio Tenreiro.

El director de Investigación de la casa de estudios, Eduardo Álvarez, destacó el trabajo de los académicos, considerando que estos concursos son cada vez más competitivos. “Son profesores que con perseverancia lograron adjudicarse estos fondos y que obtuvieron el reconocimiento de sus pares, ya que los procesos de evaluación en investigación en su mayoría corresponden a este tipo de formato. Recordemos que éste es el primer proyecto individual en la carrera del investigador que terminó sus ciclos doctoral y postdoctoral, por lo que es un importante paso en la consolidación de su trabajo”, explicó.

El directivo universitario agregó que la Dirección de Investigación está continuamente trabajando en la mejora de los protocolos para el apoyo de las postulaciones a estas iniciativas, para conseguir un mejor desempeño en este tipo de concursos. 

Cabe destacar, que estos resultados fomentan la labor científica de los académicos, lo que va en línea y sustenta un área vital de la nueva acreditación de la Universidad de Talca, que logró subir de cinco a seis años en la certificación que otorga la CNA, hito que la posiciona nuevamente entre las mejores del país.

Proyectos

La Facultad de Ingeniería logró la aprobación de tres iniciativas, la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales dos, mientras que las Facultades de Ciencias de la Salud, Psicología y de Economía y Negocios, además del Instituto de Matemática y Física, se adjudicaron un proyecto cada uno.

De los nueve académicos, cuatro son mujeres, lo que es muy positivo bajo una mirada de equidad de género.

Erika Isler, académica de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales, quien se adjudicó uno de los fondos, destacó que la importancia para su trabajo científico es muy alta. “Permite obtener recursos para desarrollar una investigación que tendrá impacto en la comunidad nacional, además de darle visibilidad a sus resultados. Por otra parte, constituye un reconocimiento a la labor que hasta el momento se ha estado realizando”, indicó.

Su proyecto se denomina “Los medios de tutela del consumidor ante el producto defectuoso, en la Ley 19.496”, considerando una temática que involucra la integridad personal y patrimonial de una gran cantidad de personas, contribuyendo a la determinación de los mecanismos que tiene un consumidor frente a un producto defectuoso, tanto en su fase preventiva como en la reparatoria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *