30 enero, 2020

La académica de la Escuela de Enfermería de la Universidad Católica del Maule (UCM) sede Curicó, Marisol Salgado, llama a consumir alimentos en buen estado, refrigerados y con cocción recomendada, para evitar contraer cuadros gastrointestinales agudos, que pueden derivar en la muerte.

Alarma causó lo sucedido recientemente, donde resultaron intoxicadas once personas y dos de ellas murieron a causa del consumo de pollo en mal estado. Poco se conoce sobre las consecuencias que provoca ingerir alimentos en esas condiciones, lo preocupante es que los casos no son aislados y a nivel mundial, cobran miles de víctimas.

Existen diferentes factores de riesgos, como las altas temperaturas que descomponen rápidamente los alimentos o su mala cocción al momento de consumirlos. Según explicó la académica de la Escuela de Enfermería de la Universidad Católica del Maule sede Curicó, Marisol Salgado, las Enfermedades Transmitidas por Alimentos (ETA), tienen una alta morbilidad y mortalidad, los más afectados son los niños y niñas menores de cinco años, así como también embarazadas, adultos mayores y las personas inmunocomprometidas.

Cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS), indican que cada año se registran 600 millones de casos y 420 mil muertes asociadas a ETA, identificándose más de 200 tipos de enfermedades causadas por el consumo de alimentos. “Estas enfermedades pueden tener distintas presentaciones clínicas, las que van desde un cuadro gastrointestinal agudo que es la forma más común (diarrea), pasando por otras que, incluyen, manifestaciones cutáneas, neurológicas o inmunológicas, llegando incluso a manifestaciones sistémicas, como cáncer y muerte”, acotó la especialista.

Según mencionó Marisol Salgado, académica de la UCM, en Chile y el mundo los brotes de Enfermedades Transmisibles por Alimentos son considerados como un problema emergente, debido a factores como los cambios poblacionales que ocurren cada vez con mayor velocidad.

A esto se suma el cambio de las condiciones ambientales, la naturaleza de los agentes etiológicos y de las conductas alimentarias de la población. “También influye la globalización de los mercados y el aumento creciente de los requerimientos de la industria de producir cada vez una mayor cantidad de alimentos inocuos. Las ETA son causadas por un gran número de agentes, siendo las causas infecciosas las más importantes desde el punto de vista sanitario”, acotó la especialista.

Recomendaciones

Debido a la preocupación que generan estos casos y las altas temperaturas, el Ministerio de Salud estableció cinco claves para mantener los alimentos seguros. La primera de ellas está orientada a mantener la limpieza, es decir, lavarse siempre las manos con agua y jabón, desinfectar los utensilios de cocina y mantener los alimentos refrigerados.

También se sugirió consumir solo agua potable, “Si no se dispone de ella, recomiendan hervirla al menos un minuto y luego dejarla enfriar. Si no puede hacerlo, desinfecte el agua utilizando 20 gotas de cloro de uso doméstico por cada litro de agua y déjela reposar al menos 30 minutos antes de utilizarla”, detalló la docente de la Escuela de Enfermería de la UCM, Marisol Salgado.

A esto se suma, lavar bien las frutas y verduras, sobre todo si se les consume frescas, también se hace hincapié en consumir alimentos en lugares autorizados, evitar la contaminación cruzada, separar siempre los alimentos crudos de los cocidos y utilizar utensilios diferentes para picar los alimentos. En el caso de huevos, pescados, mariscos, pollo y todo tipo de carnes, lo recomendable es cocinarlos bien, hasta que la parte interna no se vea rosada.

Otro punto importante es mantener los alimentos a temperaturas seguras, es decir, bien fríos o calientes. Tampoco se debe dejar los alimentos cocidos a temperatura ambiente por más de dos horas, más bien se deberían refrigerar lo más pronto posible. Cuando se requiera descongelar los alimentos, debería realizarse lentamente dentro del refrigerador, jamás a temperatura ambiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *