Tag Archives: dieta

S.A.B.E: el método de nutrición que causa furor entre los famosos

En las últimas semanas ha cobrado importancia el método de alimentación S.A.B.E., promocionado principalmente por el cantante Alejandro Sanz a través de sus redes sociales.

Es común que cada cierto tiempo aparezcan dietas de moda, haciéndose populares por la disminución de peso asociada a estos planes de alimentación, representados particularmente en famosos, pero ¿qué tan efectivas son?, ¿son saludables?

El último dato de moda es S.A.B.E por las siglas de Salud, Armonía, Bienestar y Energía, cuya creadora es Adriana Fatat, cocinera y “coach de nutrición orgánica”, quien ha señalado que antes de iniciar el método se hace un análisis nutricional completo, incluyendo exámenes de laboratorio.

Para Daniela Marabolí, nutricionista de la Universidad San Sebastián esto es muy apropiado al comenzar un tratamiento nutricional, “ya que es fundamental conocer el estado de salud del paciente identificando desequilibrios y patologías asociadas, con el objetivo de generar un plan nutricional óptimo e individualizado a cada persona”.

Por otro lado, este método recomienda consumir alimentos orgánicos y si bien, no prohíbe el consumo de alimentos de origen animal, la recomendación es no ingerirlos y basar la dieta solo en productos de origen vegetal. En este punto, la nutricionista de la USS explica que “la exclusión total de alimentos de origen animal -lácteos, huevos, pescado, cárneos, entre otros- genera déficit de nutrientes esenciales, es decir, que el organismo no es capaz de sintetizarlos y deben ser aportados a través de la alimentación; por lo que someterse a un régimen de este tipo sin supervisión de un especialista podría generar complicaciones”.

Además, este plan excluye los azúcares y alimentos procesados, que para Daniela Marabolí “son beneficiosos por el aporte calórico y de sustancias químicas que presentan los últimos».

El método S.A.B.E. es individualizado para cada paciente según sus necesidades, y está compuesto por 4 comidas principales, con la inclusión de vegetales y cereales en proporciones adecuadas, evitando así episodios de hambre. Para Marabolí si bien, la estructura en cuanto a horarios y volúmenes es adecuada, asegura que “es un plan de alto costo por la selección de  alimentos que presenta”.

Así, la nutricionista y académica de la U. San Sebastián recomienda que “es importante recalcar, que los métodos para bajar de peso deben ser supervisados por un especialista para que sean exitosos, ya que someterse a dietas de moda puede traer consecuencias negativas e incluso ganancia de peso indeseada”.

Se acerca el otoño: ¿son importantes los multivitamínicos en la dieta?

Según la químico farmacéutica de la U. San Sebastián, Clarissa Gondim, tienen propiedades benéficas tanto para niños como adultos que buscan por sobre todo reforzar y estimular el sistema inmunológico, pero éstos deben ser prescritos por un médico.

El comienzo del año escolar o la vuelta al trabajo después de las vacaciones supone no solamente recargar las energías para enfrentar el ritmo de las nuevas exigencias y responsabilidades que nos rodean, sino que preparar a nuestro organismo para que se adapte al cambio de estaciones y junto con ello, protegerse frente a la aparición de las enfermedades propias del otoño e invierno que se aproximan.

En esta búsqueda, no son pocos los que recurren a los multivitamínicos, pensando que son la manera más adecuada para reforzar nuestro cuerpo. Pero ¿son importantes en nuestra dieta? La académica de Química y Farmacia, Universidad San Sebastián, Clarissa Gondim, señala que los multivitamínicos tienen “propiedades benéficas tanto para niños como adultos que buscan por sobre todo reforzar y estimular el sistema inmunológico, principalmente cuando llega el invierno, que es cuando existe una mayor cantidad de virus y bacterias que pueden provocar infecciones”.

Sin embargo, la experta advierte que éstos “deben ser prescritos por un médico que siempre orientará a la mejor composición y la dosis adecuada para cada persona”.

Un multivitamínico es un complemento de diversas vitaminas y minerales que cumplen funciones únicas en nuestro cuerpo. “Al momento de tomarlo debemos saber que cada organismo es diferente y todos reaccionamos de diversas maneras y no debemos olvidar que funciona como complemento a una alimentación saludable y no reemplaza los alimentos”, afirma la académica.

Los beneficios de las vitaminas

En el caso de los niños, Gondim señala que “los multivitamínicos aumentan la ingesta de nutrientes y minerales que no se pueden obtener a través de la alimentación diaria, y algunos podrían contribuir a la disminución de la duración y síntomas del resfrío común. Minerales como calcio, fierro y zinc, y vitamina A, C, D, E, niacina, ácido fólico, entre otros, son componentes esenciales para el desarrollo óptimo del menor”.

Asimismo, la experta de la USS destaca que “el calcio es un mineral esencial para los huesos e interviene en la integridad de los músculos y nervios, y contracción cardiaca. En tanto, el hierro es un mineral muy importante el cual debe ser repuesto y su carencia lleva a la anemia. Por su parte, el sodio y el potasio son minerales esenciales para el equilibrio hidroelectrolítico del cuerpo humano”.

En cuanto a las vitaminas, la químico farmacéutica de la USS asegura que “es muy importante resaltar que la deficiencia de las mismas puede causar serios problemas de salud. El hecho de no consumir una dieta rica en frutas, verduras, legumbres, por ejemplo, puede incrementar el riesgo de problemas de salud, como las cardiopatías”.

Gondim puntualiza que “la vitamina C o ácido ascórbico por ejemplo, es antioxidante y ayuda en la absorción del hierro y a favorecer la cicatrización. La vitamina D, conocida también como la “vitamina del sol”, puede ser obtenida por la exposición solar de 10 a 15 minutos. Esta vitamina ayuda además en la absorción del calcio necesario para el desarrollo normal del ser humano”.

¿Son importantes los multivitamínicos en la dieta?

Según la químico farmacéutica de la U. San Sebastián, Clarissa Gondim, tienen propiedades benéficas tanto para niños como adultos que buscan por sobre todo reforzar y estimular el sistema inmunológico, pero éstos deben ser prescritos por un médico.

El comienzo del año escolar o la vuelta al trabajo después de las vacaciones supone no solamente recargar las energías para enfrentar el ritmo de las nuevas exigencias y responsabilidades que nos rodean, sino que preparar a nuestro organismo para que se adapte al cambio de estaciones y junto con ello, protegerse frente a la aparición de las enfermedades propias del otoño e invierno que se aproximan.

En esta búsqueda, no son pocos los que recurren a los multivitamínicos, pensando que son la manera más adecuada para reforzar nuestro cuerpo. Pero ¿son importantes en nuestra dieta? La académica de Química y Farmacia, Universidad San Sebastián, Clarissa Gondim, señala que los multivitamínicos tienen “propiedades benéficas tanto para niños como adultos que buscan por sobre todo reforzar y estimular el sistema inmunológico, principalmente cuando llega el invierno, que es cuando existe una mayor cantidad de virus y bacterias que pueden provocar infecciones”.

Sin embargo, la experta advierte que éstos “deben ser prescritos por un médico que siempre orientará a la mejor composición y la dosis adecuada para cada persona”.

Un multivitamínico es un complemento de diversas vitaminas y minerales que cumplen funciones únicas en nuestro cuerpo. “Al momento de tomarlo debemos saber que cada organismo es diferente y todos reaccionamos de diversas maneras y no debemos olvidar que funciona como complemento a una alimentación saludable y no reemplaza los alimentos”, afirma la académica.

Los beneficios de las vitaminas

En el caso de los niños, Gondim señala que “los multivitamínicos aumentan la ingesta de nutrientes y minerales que no se pueden obtener a través de la alimentación diaria, y algunos podrían contribuir a la disminución de la duración y síntomas del resfrío común. Minerales como calcio, fierro y zinc, y vitamina A, C, D, E, niacina, ácido fólico, entre otros, son componentes esenciales para el desarrollo óptimo del menor”.

Asimismo, la experta de la USS destaca que “el calcio es un mineral esencial para los huesos e interviene en la integridad de los músculos y nervios, y contracción cardiaca. En tanto, el hierro es un mineral muy importante el cual debe ser repuesto y su carencia lleva a la anemia. Por su parte, el sodio y el potasio son minerales esenciales para el equilibrio hidroelectrolítico del cuerpo humano”.

En cuanto a las vitaminas, la químico farmacéutica de la USS asegura que “es muy importante resaltar que la deficiencia de las mismas puede causar serios problemas de salud. El hecho de no consumir una dieta rica en frutas, verduras, legumbres, por ejemplo, puede incrementar el riesgo de problemas de salud, como las cardiopatías”.

Gondim puntualiza que “la vitamina C o ácido ascórbico por ejemplo, es antioxidante y ayuda en la absorción del hierro y a favorecer la cicatrización. La vitamina D, conocida también como la “vitamina del sol”, puede ser obtenida por la exposición solar de 10 a 15 minutos. Esta vitamina ayuda además en la absorción del calcio necesario para el desarrollo normal del ser humano”.

Carola Bezamat ofrece Seminario “Prevención Insulina Resistencia y Diabetes Tipo 2”

Carola Bezamat, reconocida periodista del matinal MuchoGusto y conductora del espacio SuperAlimentos en Ahoranoticias de Mega, se ha convertido en una voz que investiga y comparte interesantes aportes sobre temas de alimentación y salud en televisión, radio e internet. Es así como este Sábado realizará un Seminario de salud natural enfocado en la prevención de resistencia a la insulina y diabetes tipo 2.

Este Seminario otorgará una interesante mirada de la salud, ideal también para diabéticos quienes deseen mejorar el control de su glicemia y quieran aprender sobre mezclas de súper alimentos, hierbas y técnicas que ayuden a bajar los niveles de azúcar en la sangre.
La idea además es poder guiar a la gran cantidad de personas que me escriben diariamente buscando ayuda para manejar su alto nivel de estrés.” nos comenta Carola.

Carola Bezamat, en esta oportunidad contará con la presencia del médico chino Dr. Yu Po Yang como invitado y también habrán algunas degustaciones saludables para los asistentes.

El Seminario “Prevención Insulina Resistencia y Diabetes Tipo 2” se realizará este Sábado 27 de Agosto desde las 10:00 a las 13:00 Hrs, en el Centro Ohani ubicado en Nevería 4695, Las Condes.
Las inscripciones se deben hacer al mail despertarsaludcb@gmail.com.

Fuente: VOORUS

¿El ejercicio físico puede disminuir los niveles de colesterol?

El estilo de vida actual y el sedentarismo son causantes de millones de muertes al año. Sin embargo, la actividad física no siempre logra reducir los niveles de colesterol totales, como demuestra una encuesta realizada por el equipo de Cardiosmile.

La civilización moderna lamentablemente se caracteriza por una disminución en sus niveles de actividad física, lo que ha dado origen una elevada incidencia de enfermedades como la arterosclerosis, enfermedades cardiovasculares (ECV), diabetes y osteoporosis.

Fuentes de la Organización Mundial de la Salud, indican que entre el 60 al 85% de la población mundial, independiente de su nivel de desarrollo, es sedentaria. Asimismo, dos tercios de la población infantil no realiza suficiente actividad física.

Desde la década de los ochenta, la ciencia médica ha entregado evidencia que demuestra la relevancia de la actividad aeróbica en la mejora de marcadores biológicos asociados al riesgo de padecer ECV.

Una reciente actividad realizada por el equipo de Cardiosmile en conjunto con la Sociedad Chilena de Cardiología (SOCHICAR) durante la última Expo Running de la Maratón de Santiago, indicaría que la actividad física no presenta un efecto significativo sobre los niveles de colesterol total. “De las personas sondeadas, aquellas que realizan actividad física presentan un valor promedio de colesterol total de 187 mg/dl, mientras que aquellas que no la realizan, registran un valor promedio de 191 mg/dl.  Esto no nos permite afirmar que exista una diferencia significativa entre los niveles de colesterol total de estos dos grupos”, indica Gonzalo Vega, Gerente Comercial de Cardiosmile.

En la ocasión, 812 personas de entre 9 y 78 años fueron encuestadas, de las cuales 673 (83%) realizaban actividad física periódicamente; mientras que 139 (17%) no realizaban ningún tipo de ejercicios. Del primer grupo, 144 personas (21%) registraron niveles de colesterol total sobre 220 mg/dl, con un valor promedio de 245 mg/dl. Las 529 personas restantes (79%) mostraron niveles de colesterol total bajo 220 mg/dl, con un valor promedio de 171 mg/dl.

Si bien, no existieron diferencias apreciables entre los grupos que realizan o no realizan deporte, es importante señalar que el colesterol presente en nuestra sangre se distribuye en distintos tipos de lipoproteínas. Dentro de éstas, se encuentran las lipoproteínas de baja densidad, LDL (considerado colesterol malo) y aquellas de alta densidad o HDL (consideradas como el colesterol bueno). De esta manera, quienes deseen cuidar su salud cardiovascular, deberán preocuparse de llevar un estilo de vida que les permita mantener controlados sus niveles de colesterol LDL, que es el que se deposita en las paredes de las arterias; y que favorezca la presencia de colesterol HDL, encargado de “limpiar” las arterias.

Durante las últimas décadas, los programas de acondicionamiento físico y los ejercicios aeróbico como la caminata, el trote y la bicicleta, por nombrar algunos, se han ponderado como un medio efectivo para equilibrar los niveles de colesterol “malo” o LDL, favoreciendo el incremento en los niveles de colesterol «bueno» o HDL.

Teniendo en consideración la evidencia clínica y los estudios a largo plazo que comprueban el efecto del ejercicio aeróbico en las concentraciones séricas de estas lipoproteínas, el equipo de Cardiosmile señala que, en efecto, la medición del colesterol total no es parámetro suficiente para discriminar el efecto del ejercicio sobre los niveles de colesterol saludable (HDL) y colesterol malo (LDL). En este sentido, esta medición sí pueden servir como primer indicador, si bien siempre será preciso consultar a un especialista en caso de que los valores de colesterol total superen los 200 mg/dL.

Para todos aquellos que deseen mejorar su salud cardiovascular, Cardiosmile, innovador producto capaz de reducir los índices de colesterol malo (LDL) y triglicéridos de manera natural, es la única alternativa existente en el mercado capaz de aportar 2 gramos de fitoesteroles vegetales en una única porción diaria. Los fitoesteroles son sustancias naturales, presentes en alimentos vegetales con más de 20 años de investigación clínica, capaces de reducir los niveles plasmáticos de colesterol malo (LDL) entre un 10 y 15%.

Fuente: VOORUS

Hasta cinco kilos puede subir este “18” si no cuida la alimentación

  • En la práctica no hay alimentos prohibidos. La clave es estar consciente de qué se está consumiendo.

Fiestas Patrias es quizá la fecha del año cuando la mesa se torna más abundante; en número de comensales y cantidad de alimentos. Familiares y amigos se reúnen para compartir en torno a una parrilla, abundantes carnes, empanadas, ensaladas y bebestibles. Más de una vez al día.

Se olvida las dietas, mandas y promesas de mantener una alimentación saludable durante el año, sin tener verdadera conciencia de lo que se come.

“Todos los alimentos están muy relacionados con la cultura, con las tradiciones”, señala la directora de Nutrición y Dietética de la Universidad Autónoma de Chile, magíster Mónica Araya. “Y también con la oferta, de modo que a mayor disponibilidad aumenta la ingesta excesiva que puede terminar en una intoxicación”.

Desayuno

Si ya es un hecho que el día será de asado y fiesta, lo mejor es empezar la jornada con un desayuno que entregue al organismo las energías y nutrientes necesarios para resistir lo que se viene.

La experta recuerda que en un día normal, la primera comida ayuda a mantener el peso corporal, mejora el rendimiento mental y físico, la concentración y la productividad. “El día de un asado debiera comenzar con un desayuno liviano, con fruta y jugos naturales. Después no se sugiere ingerir nada hasta la hora de almuerzo”.

Un día normal

Un asado tradicional podría tener hasta dos mil calorías, que se ingieren todas de una vez.

“Si comemos una empanada, después un choripán, carne y bebestibles, aumentamos el consumo de calorías; si por la tarde repetimos lo mismo, entonces estamos fuera del rango razonable”.

Así, lo que se come en Fiestas Patrias no debiera ser más que un día cualquiera: si al almuerzo ingiere 300 ó 400 gramos de carne, no se necesita repetir lo mismo por la noche.

Si ya comió suficiente carne, “es preferible seguir haciéndolo en menor cantidad o mejor aún reemplazarla por ensaladas verdes crudas y no cocidas” para que no pierdan sus propiedades, sostiene Araya.

Por otro lado, una empanada contiene entre 300 y 500 calorías; un vaso de mote con huesillos cerca de 150 calorías y una copa de vino 130.

Así que no por refrescante y natural, esta bebida necesariamente contribuye a equilibrar la alimentación. “El huesillo tiene una alta concentración de azúcar y el mote es un cereal, de modo que la cantidad de calorías en una sola porción ya es alta”.

Almuerzo-cena

Hasta el 18% del total de calorías de un asado puede estar contenido en una sola unidad de choripán; equivale a siete vasos de vino. Es algo, por lo tanto, con lo que Araya también llama a tener precaución.

“Debe consumirse al almuerzo y nunca por la noche”.

Si el almuerzo es abundante y termina a las tres o cinco de la tarde, es mejor saltarse la once y cenar algo liviano.

Mucho baile

Si Fiestas Patrias termina siendo una seguidilla de asados, se podrían aumentar hasta cinco kilos en apenas dos o tres días. Esto no sólo altera la alimentación saludable sino que además podría significar problemas digestivos en los días siguientes.

“Uno sabe que va a comer de más estos días; mucho más que lo habitual. Entonces lo lógico sería subir hasta dos kilos (pero no más)”, asegura la directora de Nutrición y Dietética. “El baile es una excelente manera de mantenerse en forma, recuperar el peso normal y favorecer una actitud positiva hacia la vida en general”.

Si nada de eso funciona, recomienda seguir una dieta desintoxicante: mucho líquido, fibra, fruta y lácteos.

Fuente: UAUTÓNOMA