Tag Archives: Mujer

Ministra Claudia Pascual: “Como país debemos seguir avanzando en equidad de género”

  • La Ministra de la Mujer y Equidad de Género, Claudia Pascual, entrevistada por Radio U. de Santiago, junto con  remarcar que confía en que la nueva administración seguirá avanzando en políticas de igualdad de género, realizó un balance positivo de los logros del gobierno de la presidenta Bachelet, precisando que deja una institucionalidad con la creación del propio Ministerio en 2016 (Ley 20.820), y normativas como la ley que permite la interrupción voluntaria del embarazo en tres causales, la ley que sustituye el sistema electoral binominal por uno proporcional y fortalece la representatividad del Congreso Nacional, y los proyectos de leyes de Identidad de Género y Sobre el derecho de las mujeres a una vida libre de violencia,  entre otros.

En el programa de análisis de coyuntura “Sin Pretexto” de Radio U. de Santiago  y a pocos días de terminar su administración, la ministra de la Mujer y Equidad de Género, Claudia Pascual, realizó un balance positivo  de la gestión del Gobierno de la Presidenta Bachelet en relación a la agenda de género y el desarrollo de políticas públicas en torno a las desigualdades entre hombres y mujeres.

Para la secretaria de Estado el contar con una institución de rango ministerial que procure la eliminación de toda discriminación de género es capital,  toda vez que se relevan las necesidades y los derechos de las mujeres, “siendo una preocupación de primera línea en el quehacer del Estado”.

En tal sentido la ministra Pascual remarcó que el funcionamiento del Comité interministerial por la igualdad entre hombres y mujeres es parte del fortalecimiento de la institucionalidad impulsado por el gobierno de la Presidenta de Michelle Bachelet y “nos ha permitido abordar de mejor modo los compromisos interministeriales por la igualdad de género”.

Cabe recordar que el programa de la Presidenta Bachelet se planteó una desafiante agenda de género en pro de terminar con la desigualdad entre mujeres y hombres, lo que implicó, primeramente, la creación del Ministerio de la Mujer y la Equidad de Género, institucionalidad que debió hacerse cargo de los cuatro ejes prioritarios de la agenda, esto es: Violencia contra las mujeres; Participación política; Pobreza, mercado laboral y salarios; Derechos sexuales y reproductivos.

Los ejes y sus avances

En cuanto a  la violencia contra las mujeres,  la titular de la cartera destacó la creación de 20 Casas de Acogida, espacios que se suman a las 23 establecidos en el primer gobierno de la Presidenta Bachelet. A estas 43 se sumarán otras cinco, respecto de las cuales “ya están resguardados los recursos para que a fines de 2018, se implementen”, adelantó la ministra de la Mujer y Equidad de Género.

En este mismo eje, la autoridad ministerial abordó un tema social muy sensible, el femicidio, puntualizando que “hemos generado un proyecto de ley que modifica la legislación de violencia intrafamiliar y, al mismo tiempo, crea nuevas definiciones e incorpora nuevos contextos de violencia”.

Esta modificación a la actual  normativa viene a llenar un vacío, puesto que, por ejemplo,  para la Red chilena contra la Violencia hacia las mujeres, la ley de femicidio, promulgada en 2010, es parcial, dado que quedan fuera de la definición de violencia femicida las mujeres y niñas violadas y asesinadas por conocidos, amigos, desconocidos, clientes, y los crímenes de odio contra lesbianas.

En tal sentido la Ministra Pascual, precisó que el proyecto denominado Ley sobre el derecho de las mujeres a una vida libre de violencia, “define formas de violencia más allá de la física, sicológica y sexual, contemplando la violencia económica, simbólica, el acoso sexual callejero, la difusión de imágenes sin consentimiento, entre otras”.

La ley también aumenta las penas de violencia intrafamiliar, y permite la sanción de la violencia en el pololeo o de toda relación íntima sin convivencia bajo el mismo techo. “Con esta legislación, de ser aprobada, Chile formaría parte de aquellos países que están en la segunda generación de normativas de violencia contra las mujeres”, subrayó la ministra Pascual.

De acuerdo a las cifras del propio Ministerio, al 31 de diciembre de 2017, Chile registró  42 femicidios consumados y 112 femicidios frustrados.

Participación política

Según datos del Ministerio de la Mujer y Equidad de Género el porcentaje de mujeres electas en alcaldías aumentó de 6,4% en 1992 a 11,9% en 2016. Por su parte en las últimas elecciones se pasó de 19 diputadas a 37, y de 6 a 10 senadoras.

En tal contexto la Ministra Pascual valoró la aprobación e implementación de la ley que sustituye el sistema electoral binominal por uno proporcional y fortalece la representatividad de mujeres en el Congreso Nacional, precisando: “El gobierno de la presidenta Bachelet se propuso incorporar el criterio de paridad de género instando a que existan más mujeres en los espacios de la toma de decisiones. Se promovió, por ejemplo, que las directivas de los sindicatos tengan a lo menos un tercio de mujeres, y en los directorios de la empresas públicas el 40% – a lo menos- deben ser mujeres”.

“Yo soy partidaria de que exista el criterio de paridad de género en toda elección”, advirtió la Ministra Pascual.

Brechas de género

El Foro Económico Mundial plantea  que para que una sociedad y su economía prosperen, es fundamental la paridad de género; sin embargo, a nivel global ese logro se ve muy lejano según advierte el informe Global Gender Gap 2017, pues  al ritmo actual, tardará 217 años en cerrarse la brecha del Foro Económico Mundial, que compara tal reducción de género en 144 países.

En este indicador, Chile avanzó siete puestos en comparación a la medición anterior, y se ubicó en el lugar 63. El país ocupa el lugar 39 en logros educativos y 47 en el área salud. El aspecto más negativo evaluado por el Índice es la tasa de incorporación laboral de mujeres que, según datos del Instituto Nacional de Estadísticas, alcanza el 49%. En Latinoamérica dicha tasa es del 55%, y en los países OCDE del 61%.

Ante ello la titular del Ministerio de la Mujer y Equidad de Género instó a “forjar la corresponsabilidad en las tareas del hogar y en el cuidado de hijas, hijos y familiares”. En tal sentido el gobierno de la Presidenta Bachelet se planteó la tarea de diseñar un sistema nacional de cuidados y apoyos, “identificándose ¿quiénes cuidan y a quiénes se cuida?, constatando una ausencia de políticas públicas en el tema del cuidado de adultos mayores y personas en situación de discapacidad; ante ello creamos el programa piloto de cuidadores y cuidadoras profesionales que está implementado en 21 comunas”, precisó.

Derechos sexuales y reproductivos

Después de 28 años de una lucha sostenida por organizaciones de mujeres, en julio de 2017 la sala del Senado aprobó la ley que despenaliza el aborto por tres causales: riesgo de vida de la mujer, inviabilidad fetal y violación. Sin embargo, no fue hasta agosto, y luego de pasar por el Tribunal Constitucional, que fue visado para convertirse en ley.

Para la Ministra Pascual la ley “viene a saldar una deuda histórica con las mujeres, colocando al Estado en el lugar de las niñas, adolescentes y mujeres. En la tramitación de la ley logramos mantener el principio de no doblegar la voluntad de las mujeres, niñas y adolescentes, asegurar las prestaciones y generar un programa de acompañamiento”, puntualizó.

En relación al recurso de protección presentado por la Universidad Católica para evitar que el reglamento que regula la objeción de conciencia personal e institucional en casos de interrupción del embarazo, se implemente definitivamente y sea modificado, la ministra Pascual detalló: “Estamos estudiando el recurso de protección para entregar los argumentos de fondo”.

Finalmente, y a modo de conclusión la ministra remarcó: “Luego de estos años de gestión ministerial mi evaluación es positiva. Logramos cumplir el programa que la Presidenta Bachelet se propuesto en cuanto a superar las desigualdades que afecta a las mujeres. No obstante aún, nos quedan importantes brechas, por tanto como país debemos seguir avanzando en la equidad de género”.

Iniciativa Científica Milenio se hace parte del día internacional de la Mujer y la Niña en la ciencia

Como un programa que financia, fomenta y promueve la investigación de excelencia en Ciencias Naturales y Ciencias Sociales, la Iniciativa Científica Milenio se adhiere por segundo año consecutivo a la celebración del día internacional de “La Mujer y la Niña en la Ciencia”, proclamado por las Asamblea General de las Naciones Unidas, el día 11 de febrero del 2015, con el objetivo de entregar una mayor visibilidad, empoderar y promover la participación laboral de las mujeres en la ciencia, siendo además un elemento clave en el desarrollo del mundo y también en el progreso de la sociedad en cuanto a igualdad de género.

Agenda de Género

Durante el año 2017 el programa radial “Agenda de Género” de Radio ADN, conducido por la periodista Lucía López entregó, a través del bloque “Mujer STEM”, un espacio para que científicas, académicas y mujeres vinculadas a la ciencia, tecnología, ingeniería y matemática  compartieran el trabajo que desarrollan en diversas áreas y sus experiencias académicas y profesionales.

Milenio difundirá en sus redes, durante el mes de febrero, las entrevistas realizadas a cientificas de los centros Milenio en este segmento del programa, en que Virginia Garretón, Directora Ejecutiva de la Iniciativa Científica Milenio, participó como panelista. Investigadoras de diversas áreas como astronomía, psicología y biología, entre otras, se hicieron parte de este  programa radial.

Concursos en Facebook

El Núcleo Milenio Modelos Estocásticos de Sistemas Complejos y Desordenados y el Instituto Milenio para la Investigación en Imperfecciones del Mercado y Políticas Públicas (MIPP), como parte de sus proyectos de Proyección al Medio Externo (PME), han creado diversos materiales didácticos y educativos vinculados a su investigación. Estos materiales serán sorteados en el fan page de Milenio durante el mes de febrero, con la intención de transformar esta fecha en la celebración del “Mes de la Mujer y la Niña en la Ciencia”

El Fondo de las Naciones Unidas para la infancia (UNICEF) junto al Instituto Milenio MIPP desarrollaron nuevamente un calendario orientado a los niños. Este año la consigna del calendario es “Mi proyecto de planeta 2030” y junto a las fechas que destaca incluye la celebración del día internacional de la mujer y la niña en la ciencia.

“La extraordinaria Emmy Noether” y “La ingeniosa Maryam Mirzakhani” son los libros que el Núcleo Milenio Modelos Estocásticos, ha creado como parte de una serie de historias ilustradas que destacarán a grandes mujeres científicas y sus aportes en diversos campos de las matemáticas. Estas dos publicaciones también serán parte de los sorteos que realizarán durante el mes.

Por último, además de las producciones financiadas con fondos de Milenio, se sortearán dos ejemplares del libro ilustrado “Ciencia en décimas para Violeta”, resultado del concurso organizado por la Asociación Chilena de Periodistas Científicos, Achipec. El concurso “Pájara voladora, Violeta investigadora”, invitaba a personas vinculadas a la ciencia a crear décimas para festejar los 100 años de Violeta Parra.

Para participar de los sorteos debes dar like al perfil de la Iniciativa Científica Milenio en Facebook (http://www.facebook.com/iniciativamilenio) y seguir las instrucciones de cada publicación. Se realizarán cuatro sorteos en total cuyas bases puedes encontrar en el fanpage.

Avanza elaboración participativa de Plan Nacional de Igualdad entre hombres y mujeres 2018-2030

La docente del Instituto de Ciencias Biomédicas de la Faculta de Ciencias de la Salud de la Universidad Autónoma de Chile, Dra. Adriana Bastías, participó en una jornada de discusión sobre mujer y ciencia, como parte de la elaboración participativa del Plan Nacional de Igualdad entre hombres y mujeres 2018-2030, en el Ministerio de la Mujer y la Equidad de Género.

 

Algunas de las ideas centrales que se plantearon en el análisis de la discusión fueron:

 

  • Programa de mejoramiento institucional (PMI) para la instalación de la perspectiva de género en la política de las instituciones de educación superior
  • Mesa técnica para incorporar la perspectiva de género de manera transversal en las cinco dimensiones consideradas para la acreditación de las instituciones de la academia
  • Programa de subvención de instalación en la academia exclusivo para mujeres
  • Protocolo frente a acoso sexual y laboral en las universidades y centros de investigación, que incluya medidas de reparación para la víctima
  • Evaluación ciega (sin nombre, ni institución) de CV en concursos con fondos públicos
  • Generar educación no sexista desde la sala cuna

 

Otros expertos y expertas que participaron en el encuentro fueron Paula Astudillo, encargada de género de CONICYT; Mauricio Manquepillán, analista de la Unidad de Género del Ministerio de Educación; y destacadas mujeres como la Premio Nacional de Ciencias Naturales en 2006, Cecilia Hidalgo; la ex directora de CONICYT, María Elena Boisier; y la antropóloga y Dra. en Sociología, Virginia Guzmán; además de integrantes de la Red de Investigadoras, donde la Dra. Bastías ejerce como vicepresidenta.

 

Se espera que estas reuniones se sigan repitiendo en pro de avanzar en la igualdad entre hombres y mujeres

Docente de la U. Autónoma participó en actividad para promover vocaciones femeninas en ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas

La Dra. Adriana Bastías, docente de la U. Autónoma de Chile y postgraduada en Ciencias mención Ingeniería Genética Vegetal, participó en la “Cumbre “Ingeniosas; Ciencia y Tecnología para Todas”, organizada por CONICYT, Comunidad Mujer, Embajada de EE.UU. y Girl in Tech.

 

En la ocasión, le correspondió integrar la mesa de expertos “Academia e investigación para promover vocaciones en STEM para niñas y jóvenes”. Entre las relatoras destacaron las prestigiosas expertas internacionales: Jazlyn L. Carvajal, cofundadora de Latinas in STEM; y Eileen Kahn, consultora en educación y tecnología.

 

Esta mesa de análisis fue una actividad satélite del “Gender Summit 12 en Ciencia Tecnología e Innovación para América Latina y el Caribe”, organizado por CONICYT, que por primera vez se efectuará en Chile, el 6 y 7 de diciembre, en Santiago.

 

STEM es un acrónimo en inglés de Science, Technology, Engineering y Mathematics que sirve para designar las disciplinas académicas de ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas. En este caso, se relaciona con una realidad que genera preocupación en las diversas organizaciones y entidades de género. Si bien los índices de mujeres que ingresan a las universidades chilenas han aumentado significativamente -al igual que las que se titulan- la participación laboral femenina en las mencionadas áreas aún es muy baja.

 

Las profesionales, docentes e investigadoras que participaron en Cumbre abordaron esta materia y discutieron sobre cómo incentivar que más mujeres entren a estudiar ingeniería, matemáticas o carreras relacionadas con las ciencias y que luego desarrollen una carrera laboral en dichas áreas.

 

Entre las temáticas que se discutieron destacan las distintas metodologías que se pudiesen aplicar, la experiencia nacional y la experiencia internacional comparada.

Talca será epicentro de Debates sobre Género

En la oportunidad se analizarán diversos aspectos sobre la realidad nacional y regional que viven las mujeres, el próximo miércoles 18 de octubre en la UCM en Talca.

Migración, educación superior, liderazgo y participación política, son parte de los tópicos que abordará el Primer Encuentro Regional: Debates sobre Género en la Región del Maule, a realizarse el próximo miércoles 18 de octubre entre las 09:00 y 18:00 horas en el Aula Magna Monseñor Carlos González C. de la Universidad Católica del Maule, en Talca.

Esta instancia, apoyada por la Dirección General de Vinculación UCM y ejecutada desde la Facultad de Ciencias Sociales y Económicas y de la Facultad de Ciencias de la Salud, convoca a estudiantes, académicas, académicos y representantes de organizaciones sociales.

“Este primer encuentro propicia una jornada de reflexión y diálogo sobre temáticas relevantes para la región del Maule, desde una perspectiva de género, un enfoque territorial y una mirada interdisciplinar”, contextualizó la académica de la Escuela de Sociología UCM, Javiera Cubillos, quien forma parte del comité organizador.

Asimismo, la también docente UCM, Dra. Sandra Vera, quien será una de las moderadoras de los distintos paneles que tendrá la actividad, aseguró que “el hacer conversar experiencias regionales y nacionales en torno a los desafíos para la equidad de género es una gran oportunidad para la comunidad universitaria como para todos/as que quieran asistir, informarse y debatir”, aportó.

            Desigualdad y ruralidad

Según el “Diagnostico Regional de Inequidades de Género”, realizado por SERNAM y el Gobierno Regional –con la participación de cerca de 80 servicios públicos de la región-, se logra establecer que las mujeres rurales, y sus familias presentan mayor inequidad de género. Esto vendría dado por la masculinización de los trabajos del campo y la inexistencia de oportunidades para el desarrollo de las       necesidades estratégicas de las mujeres, como las asociadas a su empleabilidad, a lo que se suman las carencias en términos de su habitabilidad social, para ejercer sus roles de crianza y de cuidado del hogar.

Vinculado a lo anterior, el mismo informe asegura que el 17,7% de los habitantes de la Región se encuentra en situación de pobreza, observándose mayores niveles de pobreza en las mujeres (brecha de 1,6 puntos porcentuales sobre los hombres) y en las zonas urbanas (brecha de 6 puntos porcentuales respecto a las rurales), siendo el promedio maulino por sobre el nacional en esta materia con un 13,5% versus 10,5%.

Asimismo, en el informe de «Género e Ingresos» del INE, realizado en         2016, resalta el hecho de que los menores niveles de ingresos medios     mensuales se presentan en el caso de las mujeres en las regiones del Maule ($282.100), La Araucanía ($297.869) y el Biobío ($306.399).

“No es casual hablar de una feminización de la pobreza desde los años 70’s, lo que muestra cómo este fenómeno afecta con mayor frecuencia a las mujeres. Con ello, se evidencia que, por ejemplo, las brechas salariales y en las condiciones de empleabilidad entre hombres y mujeres repercuten en la autonomía económica de las mujeres, lo que implica una merma en su calidad de vida y la vulneración de sus derechos fundamentales”, analizó la académica UCM, Javiera Cubillos, quien enfatizó que “esto no sólo afecta a las trayectorias vitales de las mujeres, sino también el desarrollo económico y social de los territorios, en este caso de la Región del Maule”, concluyó.

 

 

Fuente: UCM

U. Autónoma aborda temas de equidad de género en el ámbito laboral

En el marco del Mes de la Mujer, la carrera de Trabajo Social y el CEGES, en conjunto con la Seremi del Trabajo, realizó un conversatorio donde se expusieron diversas realidades como la participación en los sindicatos o la conciliación trabajo-familia

Como parte de las actividades del Mes de la Mujer, la carrera de Trabajo Social  y el CEGES, Centro de Estudios y de Gestión Social de la Universidad Autónoma de Chile en Talca junto a la Secretaría Regional Ministerial del Trabajo y Previsión Social, realizaron un conversatorio con representantes públicos y privados de diversas organizaciones donde se expusieron temáticas como la participación de la mujer en el ámbito sindical, la falta de oportunidades, la conciliación trabajo-familia, entre otras.

La relación entre la Universidad Autónoma de Chile y la Seremi del Trabajo, que permitió realizar esta actividad, surge gracias a un proyecto Fondecyt que trabaja un grupo de investigadores de la casa de estudios superiores y que aborda la relación de conciliación entre trabajo y familia.

La Seremi del Trabajo, Elia Piedras, destacó el esfuerzo que se realiza desde el ámbito de la investigación para aportar con información y datos que permitan poner en discusión las temáticas de género en el trabajo. “Este año estamos abriendo paso a la nueva ley que moderniza el sistema de relaciones laborales. Sabemos que tenemos muchos desafíos en términos de participación femenina como la precariedad laboral que representan un gran problema para participar en sindicatos o la inequidad; todos obstáculos que han imposibilitado que las mujeres participemos con mayor frecuencia en las organizaciones de este tipo. Pero muy a pesar de esos obstáculos, tenemos ahora esta nueva ley que moderniza las relaciones laborales, porque los sindicatos, espacios que tradicionalmente están ocupados por varones, ya no van a tener excusas para no incluir a mujeres, porque van a tener que seguir sí o sí la regla de cuotas. Entonces las mujeres tenemos ahora la oportunidad de defender temas en las mesas de negociación como la inequidad salarial, la falta de oportunidades y la falta de conciencia de la corresponsabilidad parental”, indicó la autoridad regional.

Durante la jornada, expusieron representantes de la Dirección del Trabajo, expertos en materia de legislación laboral y la presidenta de la CUT provincial, Soraya Apablaza. Asimismo, el conversatorio incluyó un debate sobre las nuevas materias a negociar que incorpora la legislación que reformará el Código del Trabajo, como conciliación trabajo-familia, pactos especiales de trabajo y corresponsabilidad parental.

En este contexto, la Dra. Verónica Gómez, investigadora de la Universidad Autónoma de Chile en Talca, quien justamente lidera un proyecto sobre la relación de conciliación y trabajo, explicó que es una temática compleja de abordar. “Efectivamente la legislación ha avanzado en muchos aspectos, pero hace falta una mirada integral respecto del problema. Se ha avanzado en legislación laboral, pero por un carril paralelo, por ejemplo, se ha avanzado en el tema del derecho de las personas mayores y de los niños al cuidado, que tiene que ver, por supuesto, con la disposición de tiempos familiares. Pero esas legislaciones no han conversado de la manera que uno esperaría que lo hicieran para dar una solución integral al problema, por lo tanto, lo que nosotros tratamos de proponer es que se necesita también que se avance en conversar integradamente las distintas aristas del problema para que efectivamente podamos avanzar de una manera más orgánica en las soluciones”, explicó Gómez.

Los participantes de esta actividad valoraron el espacio para discutir estas temáticas y generar lazos para seguir avanzando en dar solución a los problemas de inequidad y falta de oportunidades de las mujeres en el ámbito laboral.

Día Internacional de la Mujer, mucho que conmemorar poco que celebrar

Cada 8 de marzo se conmemora el Día Internacional de la Mujer Trabajadora, más conocido como el Día Internacional de la Mujer; fecha en que toman más relevancia las diversas reivindicaciones de género.

Si bien no coincide con la fecha, el Día Internacional de la Mujer recuerda la tragedia del 25 de marzo de 1911, cuando más de 140 jóvenes trabajadoras, la mayoría inmigrantes, murieron por las indignas condiciones laborales que tenían, en el Incendio de la fábrica de camisas Triangle Shirtwaist de Nueva York. Y tuvo que morir esa cantidad de mujeres para que la legislación laboral de los Estados Unidos tuviera cambios y fuera imitada en otros países.

 

Maria Ester Buzzoni, psicóloga académica de la U. San Sebastián, explica que “esta fecha tiene que ver con la reivindicación de los derechos fundamentales de las mujeres, su constitución como sujetos sociales y que aglutina la necesidad de la recuperación de espacios con mayor dignidad y respeto”.

 

Cabe destacar que en Chile sólo hace 200 años José Miguel Carrera dictó el decreto sobre la necesidad de fundar escuelas para las mujeres; 30 años después se creó la Universidad de Chile en 1842, pero el acceso a la instrucción universitaria estuvo vedado para la población femenina. Las mujeres podían asistir a la escuela primaria, a la Escuela Normal de Preceptoras -creada en 1854 y dirigida por las religiosas del Sagrado Corazón- y hacia fines del siglo XIX, a los primeros liceos femeninos.

 

De acuerdo con la psicóloga, desde entonces las mujeres han ido tomando conciencia de su lugar en la sociedad, “de sus sufrimientos, sus dolores, de sus aislamientos sociales y esto tiene que ver con que a mayor adquisición de libertades, mayor conciencia de lo que no se tenía, no se tiene y lo que está por conseguirse”.

 

La historia de los derechos de la mujer en nuestro país continúa recién en 1877 cuando se promulga el conocido Decreto Amunátegui que autorizó el acceso de las mujeres a los estudios universitarios, basado en tres argumentos: la conveniencia de estimular en las mujeres la dedicación al estudio continuado; la arraigada creencia de que las mujeres poseían ventajas naturales para ejercer algunos oficios relacionados con la asistencia a otras personas; y la importancia de proporcionar los instrumentos para que algunas mujeres, que no contaban con el auxilio de su familia, tuvieran la posibilidad de generar su propio sustento. “Así la salida de las mujeres al mundo de lo público, en términos de historia ha implicado que se vayan disolviendo ciertas condiciones de aislamiento y se vayan colectivizando los procesos de tomar conciencia”, afirma Buzzoni.

 

Así, las mujeres en Chile podían estudiar pero no eran consideradas aptas para elegir a sus autoridades. Y no fue sino hasta 1934 que se logró un gran avance, aunque con muchas observaciones, con la ley Nº 5.357 que incluía el derecho de la mujer a elegir y ser elegidas para las elecciones municipales. Y las luchadoras de entonces no bajaron los brazos hasta que el 22 de junio de 1937 (hace sólo 78 años) se presentó una moción de igualdad de derechos cívicos para ambos sexos ante la Cámara de Diputados, en la que se declaraba la “absoluta igualdad de los sexos para el ejercicio de todos los derechos políticos y administrativos”.

 

Hoy el sueldo de una mujer en promedio es un tercio más bajo que el de un hombre y la brecha promedio a nivel mundial está estimada en el 15,6%. De igual forma el femicidio es desestimado en muchas ocasiones, dejando los hechos en episodios de violencia familiar y entregando la responsabilidad de las agresiones a la falta de denuncia de las mujeres, pero la lucha por la igualdad de género es más que una moda , ya que los “procesos de transformación social han sido conducido por este tipo de movimientos y responden a necesidades sociales que se van instalando y cuestionando las maneras de relacionarse de los sujetos en una comunidad y que hacen imposible un retroceso porque la estructura social ya ha cambiado”, concluye la académica de la U. San Sebastián.

Claudia Montero, académica UV: “A lo que aspiramos como feministas es a la transformación cultural”

A fines del mes pasado, el número de femicidios en Chile llegaba a 34 en el año, mientras que en el mismo período se registraban 112 femicidios no consumados. Un mes antes, la marcha “Ni una menos” congregó en Santiago a más de cincuenta mil personas, a las que se sumaron varios miles en regiones, mientras el tema era viral el redes sociales y ningún medio de comunicación podía ignorarlo.

¿Significa lo anterior que la marcha no tuvo ninguna utilidad? La académica Claudia Montero, doctora en Estudios Latinoamericanos, se refiere al tema, destacando que la solución pasa por una transformación cultural: “Creo que este es un largo camino, porque tiene que ver con la construcción de nuestra cultura. O sea, no podemos pensar que vamos a terminar una cultura que es milenaria, o si pensamos en el feminismo de la segunda ola, son cuarenta años… El tema es ese: a lo que aspiramos como feministas es a la transformación cultural. Y esa transformación cultural tiene que ver con cómo nos entendemos, como sexos y géneros. Cómo somos capaces de entender las relaciones sociales, cuando en la actualidad estamos en un sistema en que hay una jerarquía dada por la condición de ser varón o ser mujer”.

Esa transformación, explica, “es muy lenta; es una tarea muy larga y que requiere mucha reflexión de nosotras mismas”. Sin embargo, destaca la académica, “eso no implica que desconozcamos lo que se ha hecho. Al contrario, tenemos que abrazarlo, recogerlo. Es muy complejo, porque somos a la vez muy críticas con nosotras mismas. Tenemos una falla a medias y la vemos como si fuera una cosa gigante, y resulta que uno ve las organizaciones tradicionales, donde se comete toda clase de equívocos, y no se sacan los ojos entre ellos —los partidos políticos, por ejemplo—, al contrario: se protegen entre ellos. Las mismas críticas que tenemos entre las distintas feministas a veces, nos hacen ir aún más lento. Somos demasiado críticas entre nosotras”.

Y eso sucede porque las mujeres son educadas para ser así: “Tiene que ser todo perfecto, súper coherente, y resulta que no reconocemos lo humano en nosotras: podemos tener incoherencias”.

Mujeres machistas

Ante el hecho de que las mujeres mismas sean quienes replican el machismo, explica la doctora Montero que “esa es una crítica muy común, y es muy necesario que nosotras, como sujetos sociales que nos entendemos, seamos capaces de entender qué sucede. Siempre se dice que las mujeres somos las más machistas de todos. Yo creo que en cierta forma es cierto, pero el tema es por qué”.

Ahí, enfatiza, “es donde nosotras tenemos que hacer un ejercicio crítico para entendernos a nosotras mismas. El patriarcado nos ha puesto en el lugar de la reproducción, no sólo en términos de reproducir la especie como hembras, de tener hijos, sino que en la reproducción de la vida: nosotras somos las encargadas del hogar, y por lo tanto de reproducir la existencia. Ese ha sido nuestro lugar asignado. Si nosotras tenemos esa labor y reproducimos el modelo que conocemos, que es que las mujeres ocupamos un lugar subordinado, por lo tanto efectivamente nosotras educamos y reproducimos ese modelo. Entonces, por supuesto que somos las más machistas de todas, como nos acusan, pero no porque queramos. Es porque ahí nosotras necesitamos una reflexión, como colectivo de mujeres”

Por ser mujer

Por ello, entonces, afirma la profesora, “tenemos que reflexionar nosotras mismas acerca de nuestro lugar en la cultura y en la sociedad, y qué hacemos todos los días para reproducir o no esos modelos que nos ponen en unos lugares y que tienen consecuencias, la más terrible de las cuales es el femicidio, el asesinato de mujeres por el hecho de ser mujeres. Por eso la crítica a la consigna de ‘nadie menos’ que se oponía a la de ‘ni una menos’: porque no es cualquier muerte, no es la mujer muerta porque la atropellaron en la esquina: es la mujer que fue asesinada por el hecho de ser mujer. Porque alguien, un varón, hijo de este sistema, cree que tiene derecho sobre esa persona”.

Añade, como ejemplo: “Me han tocado conversaciones con gente que ha trabajado con asesinos de sus parejas, y ellos dicen ‘bueno, pero es que de verdad estaba enamorado’. ¡Y ese es el problema! ¡Que porque tiene una relación donde él cree que está enamorado, cree que es dueño de la vida de la otra! El punto es cómo, en esta cultura, en la que hay una diferencia en la relación entre los sexos, hay un sexo que cree que tiene derecho sobre el cuerpo del otro. Y así podemos entender el acoso sexual en los distintos lugares, sea el lugar de trabajo, el lugar de estudio: porque hay unos sujetos que creen que pueden opinar y tener derecho sobre los cuerpos de las personas del otro sexo. Eso es a lo que tenemos que mirar y eso es lo que hay que cambiar”.

Cómo aportar

Señala Claudia Montero que “así como se habla de que hay micromachismos, nosotras podemos ir generando microcambios, en nuestra forma de actuar cotidiana, y también grandes cambios, en las manifestaciones políticas. Una cosa no impide la otra, van de la mano”.

Algunas formas de hacer microcambios: “Los varones, no haciendo chistes en doble sentido —ni las mujeres tampoco, por supuesto— y no acosando callejeramente. Esas cosas son muy cotidianas”.

Otro ejemplo de la vida cotidiana: “Las mujeres que crían tanto niñas como niños, en la casa, tienen que fijarse en cómo compartir las labores del hogar: que tanto varones como mujeres compartan las tareas de limpieza, de orden; no porque las niñas sean niñas, ‘naturalmente’ son las que están a cargo de esas tareas. O el uso de los colores: el rosado y el azul, ¿por qué a una niña no le puede gustar usar ropa azul? He escuchado historias de niñas que en su casa usan unos colores, pero cuando salen se ponen el rosado para ser bien consideradas niñas”.

Las profesoras también pueden aportar: “Cómo valoramos a varones y mujeres, cómo potenciamos que las mujeres hablen públicamente. Porque lo que suele suceder en una sala de clases es que los varones hablan, hablan, hablan, muchas veces —como saben que son dueños del espacio público— sin pensar lo que dicen, muchas veces diciendo muchas leseras, y resulta que las mujeres cuesta mucho que hablen, porque se asume que es un lugar que no es propio, pero además, cada vez que hablan es con mucha inseguridad, porque lo que quieren decir quieren que sea perfecto. Hay muchas formas de ir cambiando”.

Claudia Montero es doctora en Estudios Latinoamericanos por la Universidad de Chile; investigadora del Convenio de Desempeño para las Humanidades, Artes y Ciencias Sociales y del Centro de Estudios Interdisciplinarios sobre Cultura Política, Memoria y Derechos Humanos de la UV, y académica del Instituto de Historia y del Doctorado en Estudios Interdisciplinarios de la casa de estudios.

Fuente: UV

​Por segundo año consecutivo más de 100 emprendedoras de la Región serán capacitadas por la Escuela de Ingeniería Comercial y el CFT UV

La actividad es parte de un programa del Ministerio de la Mujer y Equidad de Género.

Por segundo año consecutivo, la Escuela de Ingeniería Comercial y el Centro de Formación Técnica de la UV capacitarán a más de 100 mujeres de la Región en el marco del Programa de Escuelas de Emprendimiento 2016 del Ministerio de la Mujer y Equidad de Género.

El proyecto, que tiene por objeto capacitar a emprendedoras y micro empresarias provenientes de 24 comunas de la Región, pretende estimular a las beneficiarias en el logro de una autonomía económica que les permita mejorar su calidad de vida y promover una creciente incorporación al mundo del emprendimiento para transformarse en agentes de desarrollo y crecimiento familiar y comunitario.

Las escuelas de Emprendimiento buscan fomentar el reforzamiento de habilidades teórico y prácticas que aporten en el proceso formativo de las mujeres como emprendedoras o trabajadoras por cuenta propia, considerando visualizar las brechas y obstáculos de género que se manifiestan en los emprendimientos liderados por mujeres. Las capacitaciones que se iniciarán este jueves 28 de julio y se extenderán por todo el mes de agosto, se realizarán en dependencias de la Gobernación de San Antonio,  del salón INDAP de Quillota y en el campus San Felipe de la Universidad de Valparaíso.

La Directora del Proyecto, profesora Leslie Bridshaw, destacó la alianza y el gran trabajo realizado con el CFT UV desde el año 2015 “Este tipo de proyectos es coherente con la misión de una universidad vinculada a la realidad de su entorno y que pueda aportar desde el aula al quehacer regional y nacional en forma sostenida y socialmente responsable”.

Entre otras materias que contemplan los cursos, las emprendedoras verán temas relacionados con género y equidad, liderazgo, habilidades comunicativas, asociatividad, planes de negocio y habilidades para la postulación a fondos concursables; asimismo, las microempresarias, participarán en la Feria Expo Gremios a realizarse en la plaza de la Intendencia en Valparaíso durante el mes de septiembre y en las rondas de negocios en las provincias de Quillota, San Felipe y San Antonio en octubre.

Fuente: UV

Universidad Autónoma y SERNAM dictaron capacitación sobre Violencia de Género

Más de 50 profesionales de distintas instituciones públicas recibieron certificación en torno a uno de las mayores preocupaciones sociales, la Violencia en contra de la mujer.

Gracias a un convenio suscrito entre el SERNAM – Servicio Nacional de la Mujer- y la Universidad Autónoma de Chile, la carrera de Psicología de esta casa de estudios en Talca realizó una capacitación denominada “Violencia contra la Mujer” la que estuvo dirigida profesionales que integran la Comisión de Igualdad y Equidad de Género de la Subcomisión de Gobierno, Justicia y Social.

 Esta capacitación nace por la necesidad sentida de los integrantes de dicha Comisión, quienes buscaban superar las barreras institucionales en relación al trabajo que se realiza acerca del género y violencia contra la mujer.

En este escenario,  fueron varias las instituciones y entidades públicas que se sumaron a esta iniciativa como: las  Gobernaciones  de  Talca, Linares, Cauquenes y Curicó; SENDA; los Centros de Atención a Víctimas y Delitos Violentos Talca y Linares; Policía de Investigaciones y SERNAM, entre otras.

La Directora Regional del Servicio Nacional de la Mujer, Beatriz Villena,  destacó la importancia de aunar esfuerzos entre los diversos actores sociales involucrados en este tópico “a través de esta fructuosa alianza con la U. Autónoma hemos querido empoderar a los profesionales ligados de manera directa – con un tema tan sensible como es-  la violencia contra la mujer. En esta perspectiva  creemos que el tema de la prevención es clave y la Universidad Autónoma en su constante vinculación con el medio, se ha manifestado a través de la realización de esta capacitación, la que ha estado a cargo de sus docentes quienes han sido un gran aporte en el tratamiento de esta temática. De modo que estamos muy agradecidos y contentos por el trabajo realizado por ambas instituciones”, aseveró.

De esta forma, 50 funcionarios de 37 instituciones vinculadas al trabajo de prevención y atención en violencia contra la mujer, recibieron su certificación luego de haber participado de esta capacitación cuyo principal objetivo estuvo centrado en instalar competencias técnicas en profesionales que se desenvuelven en el tratamiento de dichas materias, así como dar respuesta a la necesidad de contextualizar el concepto de Violencia contra la mujer y género.

El programa del ciclo de capacitación dictado por la Autónoma sobre “Violencia contra la Mujer” contó con cuatro módulos: Autocuidado de equipo con trabajo de alta complejidad; Género y políticas públicas; Violencia contra las mujeres (conceptualización y contextualización) y  Violencia Contra las mujeres II (modelo teóricos comprensivos y de intervención).

  “Como carrera creemos que es necesario ser un aporte – principalmente- a través de su clínica psicológica la que desde el modelo clínico comunitario busca intervenir entregando herramientas fundamentales para el manejo de la violencia en diversos escenarios. En este sentido, nos pareció relevante poder capacitar a los funcionarios de los servicios públicos en torno a la actualización de los conocimientos teóricos y prácticos de los nuevos modelos psicológicos que abordar el tema de la violencia de género. Esta iniciativa se realizó en conjunto con SERNAM, cuya institución es la principal veladora de la seguridad física y mental de las mujeres en Chile”. Concluyó la Directora de la Carrera de Psicología, Magíster Paulina Gaspar.

Fuente: UAUTÓNOMA